Los fundadores del movimiento de la SGI eran educadores que consideraban que la educación humanística era la clave para renovar a la sociedad. La SGI en todo el mundo continúa sosteniendo este mismo ideal a través de sus actividades.